Deco en mi living

Las casas sufren cambios, eso todos lo sabemos...Acá les muestro el proceso de mi living-comedor..

Aún falta algún mueble de guardado y un sillón?? pero casi tiene la forma que me agrada...Mi casa es mi refugio, mi lugar...igual siempre me parece que algo le puedo poner, sacar o cambiar de lugar...Creo que de eso se trata, de hacerla funcional a las necesidades de uno...hacer "propio el hogar"...Nunca mejor dicha la frase: "Hogar dulce Hogar"...

Cuando me mudé no tenía ni mesa ni sillas (ni tantas otras cosas!, solo coraje y una decisión tomada)...el juego de comedor me lo prestó una amiga de mi mamá, con sillas re cómodas, fuertes (estilo años '80). De caño, en color rojo y la mesa: "una masa"...Para vestirla un poco, siempre usaba manteles, cosa que siempre me gustó para usar en una casa...me da sensación de calidez.

Era tan chiquita mi reina...y desde ese living-comedor hemos mutado tanto...





Después de 2 años, tuve muuuchas dudas al tener que elegir el juego de mesa y sillas propias...luego de la intimación de mi hermano para que le cediera el mío (nunca supe cómo llegamos a ese punto!?)...pero bueno, mi tía me hinchó muuucho para que me comprara una mesa (me la regalaba), como yo no tenía tiempo de elegir una cuando llegaba a un local: estaba cerrado...así que un día con la ayuda de mi hermano fuimos a varias mueblerías y elegimos "la" mesa!: madera de guatambú, color chocolate, extensible con detalles de vidrios en la tapa...
Resultó ser que se armaba, las patas son encastradas con bulonesss...no es una sola pieza...de eso me enteré cuando me la trajeron. Después de muuucho renegar con que no tenía firmeza (gran desilusión de mi parte)...después de meses mi "brother" me ajustó al máximo las patas y ahora es una mesa más o menos normal!!!




Me quedaba cambiar las sillas (no les cuento el stress que implicaba), tenía pánico que me "engañaran" nuevamente...tampoco contaba con un súper presupuesto ni tiempo, dupla abrumadora...así que pensándolo bastante decidí que las sillas serían blancas, para alivianar el ambiente, ya que eso me permitiera incorporar en otro momento algún otro mueble...después de averiguar bastante determiné que serían de plástico, con diseño moderno pero plástico...tenía pánico que mi living-comedor se pareciera una heladería (la mayoría no me tenía fe peeeero...) mi gusto e intuición una vez más funcionaron.





Ni les cuento después de ver este artículo en la Revista Living (son las mismas jaja) y en proporción a precio-calidad: valen la pena...son re cómodas, fácil de limpiar y lindas.
Cómo para no equivocarme, compré una "silla de estilo" (bastas cargadas recibí al respecto jaja)...averigüé por las Ghost, ni hablar que con lo que compré 5 sillas compraba una de ellas...aunque no lo desecho para más adelante jaja...








  


Así se armó mi living-comedor...más una silla que compré en Mercado Libre y que aún le debo el tapizado...
proyecto que aún espera ser realidad...el último mueble que incorporé fue una mesa estilo Luis XV de pino y que está en proceso de pintura...aunque no es lo que pensaba como espacio de guardado no está tan mal...me ayudó a liberar un poco la mesa, aunque casi siempre tengo una punta de la misma con cosas dando vueltas...
Me costó mucho poder terminar este post (sin exagerar me llevó meses!...Me Faltaban fotos del "AHORA" así que demoró más de los previsto...



La silla sufrió una avería por lo que he armado un nuevo sector...


Gracias por leerme.
Saludos.
Verónica.
Veronica Godoy. Todos los derechos reservados. © Maira Gall.